Páginas vistas en total

lunes, 24 de abril de 2017

Cayo Salinas futuriza las acciones en torno a la elección judicial que el MAS desea convertir en un instrumento dócil para la elección de Evo Presidente...el docto analista asegura que el masismo está haciendo todo lo posible para repostular al Jefe del Estado y que no hay escrúpulo ni consideración que estorbe la "gran meta" que mueve al oficialismo.


El futuro de la elección judicial        

El Gobierno se está jugando un mundo de posibilidades políticas y electorales. Se juega nada más y nada menos que la opción de buscar algún viso de legalidad a una probable candidatura de Evo Morales en 2019. Saben que no pueden optar por el expediente de las urnas debido al descrédito que va en aumento. Arriesgar que Evo vaya a un nuevo referéndum, sería suicida. Si el 26 F perdieron con escaso margen, con probabilidad que la derrota será mayor si persisten en consultar la opinión de la gente. Por ello es que miran otras opciones.

El propósito es invariable: lograr sea candidato porque es el único masista con chance de lidiar en una próxima justa. Pero si es así, ¿por qué temerle a un referéndum que consulte la posibilidad de ir a un nuevo mandato?. Precisamente por la naturaleza de la consulta y por lo que conlleva realizarla. La gente dijo No y eso pesa. De ahí la búsqueda de otros mecanismos.

Barajaron cuatro alternativas, la mayoría de ellas hilvanadas para generar un falso debate. La que tenga mayor peso legal debe ser la que parta primero, y debe ser contundente para que en el peor de los casos permita una amplia gama de interpretaciones jurídicas. Queda claro: el objetivo “Evo Candidato 2019” pasa por echar mano a nuevos actores. Para eso, calza y bien, un nuevo Tribunal Constitucional que contará con nueve miembros. La faena no será, por tanto, conseguir voto en las calles. El voto nulo tendrá, con probabilidad, amplia expectativa para llevarse el triunfo. La batalla tampoco será en la Asamblea cuando deba escogerse a los que finalmente irán a engrosar la papeleta de sufragio. Y es que la razón es obvia: el MAS cuenta con los 2/3 necesarios para decidir quién va y quién no. La batalla será librada con la sociedad civil y con el sentimiento colectivo de molestia e indignación  que da cuenta que el Gobierno nunca buscó (ni lo hará) empoderar la meritocracia como mecanismo supremo para la designación de los aspirantes.

No debe olvidarse que los 2/3 en la Asamblea todo “legalizan” frente a un gobierno con una carga ideológica tan fuerte que no dejará abierta la puerta para institucionalizar la justicia, ni pondrá en riesgo su permanencia en el poder. Ideológicamente lo único que interesa es conservarlo a cualquier precio. Si no, repasemos gobiernos como el venezolano o el nicaragüense. El corte es similar. El poder y su manejo a costa de todo. Pensar por tanto, en contar con miembros de un Tribunal Constitucional imparcial es lírico y surrealista.| Por eso es que la apuesta estará cifrada en lo que los nuevos miembros vayan a interpretar. Y dirán que los derechos políticos no pueden estar subordinados a un resultado electoral de manera indefinida. Recomendarán se constitucionalice un plazo en el que lo decidido en referéndum, sea verdad inmutable e inmodificable  (cinco años),  pero con aplicación a futuro, de tal suerte que lo del 21F no traiga consigo y bajo esa interpretación, la violación de dichos derechos políticos (sí puede ser candidato). Esa será la salida. Bajo ese contexto, los abogados, ungidos como magistrados, habrán sido de utilidad. No puede fallar el proceso. Llegar al 2025 sin sobresaltos es la consigna.

¿Y la oposición? Jugarán su rol. Denunciarán manoseo y acuerdos bajo la mesa. Abandonarán la sesión y los 2/3 harán su trabajo. Competirán los que el gobierno quiere que compitan. Es simple. La justicia y la preocupación por su diario deterioro, seguirá la línea discursiva de costumbre, mientras la gente seguirá jodida como siempre.

El autor es abogado.

miércoles, 19 de abril de 2017

la imagen lo expresa claro. decepción, cansancio, tristeza e impotencia. es que "pecó tanto con los dineros del Tesoro" que le resulta difícil asimilar que su deuda con la Justicia es grande. la Achacollo no saldrá libre, pese al esfuerzo que sus escasas seguidoras mostraron. así, al parecer la Justicia tiene "uno que otro acierto"


La exministra de Desarrollo Rural, Nemesia Achacollo. | Foto archivo | APG
La exministra de Desarrollo Rural, Nemesia Achacollo. | Foto archivo | APG

Juez rechaza cesación de detención a Achacollo por caso exFondioc

La juez Wiat Belzu determinó hoy rechazar la solicitud de cesación a la detención preventiva de la exministra de Desarrollo Rural, Nemesia Achacollo, en el marco de la investigación del caso exFondo Indígena.

Achacollo, recluida desde agosto de 2016 en la cárcel de Miraflores, seguirá en ese penal.

Durante la audiencia realizada hoy, la juez consideró que la exautoridad no logró desvirtuar los riesgos procesales como la acreditación de una fuente laboral y la facilidad de salir del país.

Achacollo está acusada por la presunta comisión de los delitos de incumplimiento de deberes y conducta antieconómica, al descubrirse un manejo irregular de recursos del exFondo Indígena.

El diputado Rafael Quispe, querellante en este caso, afirmó que no permitirá que la exministra salga libre por lo menos hasta que revele quién autorizó el desfalco al Fondo Indígena y cuándo se enteró el presidente Evo Morales de este tema, según publicó Erbol.


sábado, 15 de abril de 2017

qué tiene esta fachada que ver con la cultural indígena? pues nada. está copiada de Transformers, un film reciente que tiene que ver con el Hart Disk y la modernidad. es constructor aprendió albañilería de su padre, sin estudio en arquitectura ni siquiera ingeniería.


Casas inspiradas en los "Transformers", lo nuevo de arquitectura en Bolivia

LA PAZ | 
Los personajes de los "Transformers" inspiran la construcción de casas en las ciudades de La Paz y El Alto, donde se está dando un nuevo giro frente a la moda de los coloridos edificios conocidos como "cholets".
La pasión del constructor Santos Churata por los cómics y las películas de los robots le ha dado ideas para nuevos diseños, fachadas, puertas, pisos y ventanas de sus edificaciones que parecieran cobrar vida y se apoderan del asombro de la gente.
"La película de los 'Transformers' siempre me ha parecido interesante y de niño me parecía increíble, pero cuando he crecido ya me he animado a alterar una de las fachadas. Creían que estaba loco", recuerda Churata en declaraciones a Efe.
El creador de 33 años aclara que no tiene la profesión de arquitecto y aprendió el oficio de su padre con el que trabajaba haciendo bosquejos desde los 16 años.
Churata, que es aimara, oriundo de la provincia Pacajes, del departamento de La Paz, relata que su abuelo fue quien le ayudaba a estudiar y a dibujar, su gran pasión.

Ha levantado alrededor de 30 obras, sobre todo en El Alto, pero son cuatro de esas construcciones de las que está más orgulloso porque no son casas normales, sino "robóticas".

El Alto es una de las ciudades con mayores tasas de pobreza de Bolivia, pero también la sede de unos pujantes comerciantes que son los dueños de estas singulares y suntuosas construcciones.

Churata edificó la primera casa evocando la imagen del autorobot "Sentinel Prime" en el barrio alteño Villa Adela, con una fachada que lleva colores rojos, azules y plateados, y vidrios reflectivos negros que dan forma a una cara robótica.

"Hasta la obra del interior la he hecho para que se pinte de esa manera, todo estaba robotizado, pero los dueños creían que era muy infantil y se ha pintado con colores cálidos", relató Churata.

Las puertas son plateadas y llevan el logotipo de los "Transformers", al igual que el piso, que tiene grabada en cerámica la misma cara, un trabajo detallado que le ha costado años terminar.

La segunda obra se encuentra en el barrio paceño de Pampahasi, en el que construyó un "Óptimus Prime" con un mayor detalle y más uso de los colores rojos, azules, celestes, blancos y plateados.

La mayoría de los materiales usados son importados desde China y algunas partes de las casas son traídas por los propios dueños, que usan porcelanato, láminas cromadas y pintura brillosa automotriz.

La tercera casa se encuentra en la avenida Litoral, de El Alto, y lleva el nombre de "El gigante de acero", con una fachada de aluminio de colores dorados y azules, además de pernos gigantescos como parte de la decoración externa y de su salón de fiestas.

El dueño de esta suntuosa casa en forma de robot es Valerio Condori, que relata a Efe que comenzó "desde muy abajo" hasta convertirse en un próspero comerciante de papas desde Perú.

"Mi mamá es de abarcas, entonces no soy de una sociedad alta como el robot del gigante de acero con el que quiero transmitir la humildad", afirmó Condori, que también hizo construir una casa para su esposa inspirada en un castillo de Disney.

La casa denominada "El gigante de acero" tiene cinco pisos, un salón de fiestas "robótico" con colores celestes, rojos y blancos y cerámicas en 3D de una forma metálica negra en medio del salón.

La cuarta construcción de Churata está en marcha y es una casa ubicada en la avenida 16 de julio de El Alto, que será inaugurada a mediados de año y lleva la cabeza nada más ni nada menos que de Iron Man, que aún no esta puesta.

El edificio está cubierto para los curiosos y será una sorpresa, pero Churata está orgulloso de su trabajo porque hacer la cabeza de Iron Man ha sido un trabajo sin precedentes, según cuenta.

Todas estas construcciones son diferentes a las del estilo "cholet", que están de moda en los sectores pudientes de El Alto y que se han hecho famosas por su singular arquitectura, contrastes de colores y variados diseños con emblemas de las culturas andinas.

Churata tiene varios clientes que le piden construir o remodelar casas, centros de convenciones, galerías o tiendas y él trabaja para entregar un modelo exclusivo para cada uno de ellos.

"A mis clientes yo siempre les digo que no puedo hacer igual a otro que ya he hecho, tiene que ser hecho inspirado en el dueño y en la zona tiene que ser el único", expresó el constructor, quien ahora se plantea una serie de casas inspiradas en superhéroes.


sábado, 8 de abril de 2017

creció la llajta 40% en 20 años lo cual es notable, ello explica el boom de la construcción, cuánto de ese crecimiento se debe a COBOCE, no lo dicen los desarrollistas aunque ahí en el cemento que no cambió de precio ni faltó en cantidad esté la primera explicación, lo otro la disponibilidad de terrenos, pués la mancha urbana se ha extendido sin parar. LTD


COCHABAMBA ANTES Y AHORA | Los Tiempos
COCHABAMBA ANTES Y AHORA | Los Tiempos

En 2 décadas, la ciudad creció un 40 por ciento

La mancha urbana de Cercado creció en un 40 por ciento desde 1999 y principalmente hacia la zona sur. El Distrito 9, el más grande abarca el 46 por ciento de la superficie de la región y aparece por primera vez de forma completa en el nuevo plano general del municipio de Cochabamba, que se actualizó después de 17 años.
El director de Planificación de la Alcaldía, Jhon Mendoza, explicó que las zonas que más crecieron son los distritos 8, 9 y 14, hacia el este y sur de la ciudad, respectivamente.  
La mitad de estos distritos ni siquiera aparecía en el mapa general de 1999 y los pobladores difícilmente podían regularizar sus construcciones, recordó el funcionario. Sin embargo, su expansión ha sido desordenada y sin proyectos de desarrollo. Una alternativa para superar sus carencias es hacer una redistritalización.
Otro cambio en el mapa es la nominación de las nuevas calles. Sin embargo, aún algunas vías que no están identificadas en el mapa, debido a que las planimetrías que incorporan zonas a la mancha urbana se aprueban gradualmente.
El presidente del Colegio de Arquitectos de Cochabamba, Rafael Sainz, indicó que en la era digital es posible contar con una base de datos que facilite la actualización de datos.
“Lo ideal sería actualizar el plano cada año, con una base de datos se podría hacer a diario. Cuando se entregan planimetrías se debería insertar la información y así trabajar siempre con esta herramienta”, comentó el presidente del Colegio de Arquitectos.
El plano del municipio, además, incorpora la zona de Pacata que está en conflicto de límites con el municipio de Sacaba. Cercado incluyó este lugar basado en la Resolución Constitucional 162/16 que reconoció la competencia administrativa de Cercado. La disposición rechazó el recurso presentado por Sacaba en 2015 y reconoció el fallo de la Corte Superior de Justicia de 1998. En la zona hay 40.000 habitantes en 41 OTB. Sin embargo, el proceso por límites continúa en la Gobernación.  
Según el mapa actualizado, Cercado cuenta con un territorio de 32.250 hectáreas de mancha urbana: 12.997 a zonas urbanizables y 19.253 son sectores como la serranía San Pedro, el Parque Nacional Tunari y la laguna Alalay, consideradas áreas protegidas y verdes.
El director de Planificación dijo que el principal conflicto al momento de elaborar el mapa fue que muchas de las áreas verdes fueron loteadas. “Por la falta de un plano actualizado se creció sin control ni orden”, afirmó Mendoza.    
Por su parte, el concejal Sergio Rodríguez (MAS) manifestó que la actualización del plano era necesaria, sin embargo, existen varias observaciones que han comenzado a plantear algunos sectores que están en conflicto porque su zona figura como área verde.
“Principalmente son los vecinos de la zona sur que en algunos casos no encuentran su manzano. En otras situaciones dicen que donde debería estar su vivienda colocaron un área verde. Entonces, creo que aún se debe arreglar y hacer uso de herramientas tecnológicas que tienen información satelital”, declaró el legislador.

Elaborarán más planos de infraestructura y suelos

El plano de Cochabamba es parte de un conjunto de herramientas que se utilizan para la planificación de la ciudad. El director de Planificación de la Alcaldía, Jhon Mendoza, explicó que como siguiente paso se trabaja en un plano que señale los tipos de suelo que hay en la ciudad, es decir, las áreas agrícolas, y urbanas.
De igual forma, se tiene como objetivo finalizar con el Plan Territorial de Desarrollo Integral (PTDI) que señalará la proyección de ciudad que se busca y la satisfacción de las necesidades de la población. A ello se suma, un plano que señale las unidades educativas y centros de salud que se tienen.
Finalmente, se adjuntarán el reglamento de edificaciones, un código urbano y un otro de movilidad urbana. “No se pueden construir edificaciones según el lugar donde se consiga el terreno. Se debe responder a una planificación de todo lo que se tiene alrededor, como las vías de acceso, las terminales y aeropuertos (...) Cochabamba ha estado creciendo sin responder a una verdadera planificación y eso se nota”, agregó Mendoza.

LEY MUNICIPAL

• El Concejo Municipal aprobó el nuevo plano de Cercado con la Ley 0159/2016 en 2016.
• Los técnicos de la Dirección de Planificación actualizaron el mapa de 1999 en seis meses.
• El plano no incluye las construcciones sobre la cota 2.750 msnm, en el Parque Nacional Tunari, porque no están dentro de la mancha urbana. Asimismo, se trata de un territorio que está bajo la administración del Servicio Nacional de Áreas Protegidas (Sernap), informó el director de Planificación, Jhon Mendoza.
La expansión de la mancha urbana en la zona sur de la ciudad de Cochabamba, la de mayor crecimiento en los últimos 17 años, según el plan municipal.
Carlos López
PUNTOS DE VISTA SOBRE
“El plano es parte de un grupo de herramientas de planificación”
JHON MENDOZA PLANIFICACIÓN
Una de las políticas que tenemos es actualizar las herramientas de planificación. Entonces, lo primero que trabajamos fue el plano de Cochabamba que nos permitirá generar políticas de ordenamiento y crecimiento de la ciudad.
El anterior plano sólo tenía un área urbana, pero ahora tenemos polígonos A, B y C. Tenemos dificultades con las áreas verdes, principalmente, en la zona sur, porque no se quieren respetar. Pero, con este plano se van a respetar, porque se señalizarán. Se va a socializar el documento en la Feria Internacional.
“Es como un diagnóstico que permite saber todo lo que se tiene”
RAFAEL SAINZ, PRE. COLEGIO ARQUITECTOS

Es un documento referencial, como un diagnóstico que permite saber todo lo que se tiene y de este modo proyectar y planificar. Saber qué espacios se tienen disponibles para ejecutar obras.  Es sumamente importante tener datos actualizados. Todas las alcaldías están trabajando en el levantamiento de sus datos. Es un trabajo complejo y arduo. Todavía no tenemos conocimiento de que se haya hecho o finalizado, como Colegio de Arquitectos estamos dispuestos a colaborar con los proyectos de desarrollo para la ciudad.
“Existen algunas observaciones, principalmente, en el Distrito 9”
SERGIO RODRÍGUEZ, CONCEJAL
Siempre es bueno tener este tipo de documentos actualizados con fines de planificación. Sin embargo, recién se está publicando y ya existen observaciones. Hemos recibido a vecinos, fundamental, del Distrito 9 en audiencias públicas que señalan errores como que en el lugar donde hay viviendas está marcado como área verde. De igual modo, otras personas intentaron ubicar sus viviendas, calles y no lo lograron. Habrá que tomar en cuenta estas observaciones para añadirlas en un futuro o si se puede lo antes posible.

el vocablo "asicuni" (Me hace reir) ya lo había dicho EVO. por cierto que provoca risa, incredulidad y hasta provoca tristeza que se gaste tantísimo dinero en Misicuni y de agua NADA hasta la fecha, dónde queda el agua potable, el agua para riego, el agua para generar energía"? se pregunta Winston,





‘Asicuni’, Maduro y Evo


Winston Estremadoiro


Tantos años de idas y venidas, digan si el megaproyecto Misicuni –agua, riego, energía eléctrica– no da la razón al ingenio popular que le rebautizara de “asicuni”, que quiere decir “hace reír”, me dicen. En la apertura de ductos para proveer agua a la sedienta “Llajta”, el Presidente del Estado Plurinacional tal vez rompió los cántaros de la “ch’alla”, quizá queriendo adueñarse del crédito: el Vice pidió agradecer a Evo Morales por la obra, ¿ya está el orinoqueño en el poder tantas décadas?

Las cañerías reventaron y empezó la guerrita de quién tenía la culpa y los consabidos “yo no fui”. Evo, adolorido no sé si por el ridículo o por su nódulo en la garganta, emprendió viaje a Cuba (los galenos “cochalas” tal vez le hubiesen rebanado el quiste, y de paso las cuerdas vocales).

El alcalde José María Leyes atribuyó a “una tremenda irresponsabilidad” la apertura de las compuertas. El Gerente de la empresa de aguas se quejó de que ni les avisaron de la ceremonia, siendo SEMAPA adonde llegaría el agua. Ambos son opositores políticos. Jorge Alvarado, mandamás de Misicuni, quizá preocupado no tanto por el proyecto sino por el papelón ante el jefazo, indicó que habrá agua mientras reparan el fiasco, pero ya no de cañería sino de quebrada: ¡prohibido orinar!

No soy experto, pero en el apuro quizá soldaron los ductos con engrudo. De por sí parecían un poquito “liquichiris”, que en modismo camba se referiría a un diámetro insuficiente. Sin embargo, el traspié ilustra que tal vez la buena ejecución está reñida con el “llunquerío”, que a punta de adulación trata de agradar al ego del jefazo. La buena ejecución conlleva el buen gobierno. El buen gobierno rara vez es yunta con el ego de los gobernantes, sino con el bien público.

Las normas se aplican en otros casos. Fíjense nomás en la noticia que remece el mundo: el golpe a la democracia de Nicolás Maduro. Su dedito dispuso anular el Poder Legislativo de Venezuela, llegado a sus curules mediante la mayoría del voto ciudadano. El “golpe” contó con la obediencia de un sumiso Poder Judicial y la complicidad de quienes tienen los fierros. ¿Se daría otra vez el inefectivo blablá de que se rasgasen las vestiduras? Bueno, al menos la patria de Bolívar no es la de Beethoven: aunque Maduro luzca como Hitler, sus atropellos no acarrearían una guerra mundial, quizá pensaron algunos europeos.

Luego su Fiscal General (oficialista) se desmarcó de la línea chavista al calificar de violatorio del orden constitucional dejar al país sin parlamento. Pocas horas después y en desenlace debilitante por la chambonada del gobierno chavista, se convocó al Consejo de Defensa de la Nación (chavista). Este a su vez ordenó al Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) (chavista) suprimir las medidas que daban poderes dictatoriales a Nicolás Maduro. Ya su Sala Constitucional (chavista) no asumiría competencias de la Asamblea Nacional (el Poder Legislativo opositor). Según analistas, era “un borronazo exprés de las decisiones que en la última semana acabaron con la separación de poderes y dejaron en agonía a la democracia venezolana”.

No todo es borrón y cuenta nueva. El TSJ no suprimió que solito Maduro hiciera contratos y creara empresas mixtas en materia de hidrocarburos sin pasar por el voto del Legislativo, la AN. Según el TSJ, Maduro “tiene plenas facultades, aunque la Constitución establece que el parlamento debe revisar estas acciones”. Tampoco hay modificaciones sobre el “desacato” en el que el TSJ ha declarado a la AN, el Poder Legislativo. En tal sentido, no mejora la desazón y la crisis venezolana.

¿Qué pasaría si tal tragicomedia sucediese en Bolivia? La Fiscalía es oficialista. El Consejo de Defensa no existe, salvo tal vez alguno compuesto por García Linera, Romero, Ferreira y Quintana, presidido por Evo Morales para defender el régimen. El Poder Judicial es sumiso y su función parece ser el acoso judicial y la prisión de opositores por motivos ilusos. El régimen no necesita Sala Constitucional porque tiene al Tribunal Constitucional en el bolsillo. ¿Contratos a dedo y sin licitación?, hace tiempo que Evo Morales los hace, burlándose inclusive de que tales salvaguardias son inefectivas, tal vez “neoliberales”. ¿Para qué sucedáneos del Poder Legislativo, si tiene mayoría oficialista obediente al jefazo en el Congreso? Las Fuerzas Armadas, tal vez a fuerza de talegazos, hasta han reemplazado con lemas cubanos el “subordinación y constancia, ¡viva Bolivia!

Como el nódulo de Evo, el tumor nuestro parece ser el Socialismo del Siglo XXI. Una creación artificiosa del Foro de São Paulo, gigante con pies de barro que hiciera posible el auge petrolero de Venezuela y su falso profeta Hugo Chávez, más la revivida ideología de rancio castro-comunismo, dirigida por el hoy decaído Lula da Silva. Si vinieran los reverberos del Lava Jato en Bolivia, ¿extirpar la corrupción sería la esperanza?

Trump debe estar regodeándose. Mientras más desunida esté, tanto mejor para tener América Latina como “patio trasero”, sin mayor trajín militar o inversión yanqui. Un perro simpático que menea la cola, como dijera con cruel sorna Kuczynski, el presidente peruano, único en cortar relaciones con el dictador en ciernes venezolano.

lunes, 3 de abril de 2017

llama la atención que ahora existan "las cholitas boxeadoras", las cholitas zapateadoras, las cholita andinistas, que trepan con la tricolor a cuestas altas montañas para demostrar que también ellas pueden alcanzar las alturas. compiten con los hombres en esta nueva inquietud deportiva.


Las “cholitas escaladoras” llegan a Cochabamba para jornada motivacional

COCHABAMBA |
“Cómo llegar a lo alto”, es el nombre de la jornada motivacional para mujeres que se realizará en Cochabamba con la presencia de las famosas “Cholitas escaladoras”  de la ciudad de La Paz.

El objetivo es “ayudar a descubrir las fortalezas de las personas y potenciar sus facultades ante situaciones de la vida que tienden a que uno se acobarde de enfrentar desafíos para alcanzar el bienestar emocional”, explican los organizadores.

Lidia Huayllas, una de las cholitas escaladoras que vendrá a Cochabamba expresa su emoción por compartir experiencias con otras mujeres que quieren llegar a la cima de sus metas y sueños.

“La motivación significa darles fuerza moralmente a aquellas compañeras que están atravesando momento muy difíciles, ya sea en el hogar, en el trabajo, en problemas legales. Tal vez el esfuerzo que nosotras hemos realizado es muy sacrificado y peligroso, pero no inalcanzable porque querer es poder y nosotras queremos contagiar esas energías positivas para salir adelante”, dice Lidia Huayllas, esposa de don Eulalio Gonzales guía de montaña.

Ellos, junto a 16 cholitas escaladoras, han conquistado la cima del Illimani, el Huayna Potosí a más de 6 mil metros de altura, soportando temperaturas de 20 grados bajo cero en invierno.

Cecilia y Juana Llusco, ambas hermanas que conforman el grupo de cholitas escaladoras, quieren llegar a la montaña del Aconcagua que queda en la Argentina. Para este objetivo buscan apoyo económico de las autoridades y empresas.

Pero la meta de estas valerosas mujeres va más allá. Sueñan con la construcción de palestras artificiales que simulen una montaña para que las personas experimenten la sensación de estar en las alturas.
Las cholitas escaladoras.
Sobre la jornada motivacional
Algunos de los temas a tratarse en esta jornada son: imagen personal y cómo proteger tu información en Facebook, activar el poder de la buena actitud, cómo establecer una relación consigo misma, yoga y técnicas antiestrés, entre otros.

El evento, que es organizado por ACHcom, se llevará a cabo el sábado 8 de abril en el Gran Hotel Cochabamba (8:30 a 18:00).

La jornada está dirigida a mujeres mayores de 18 años.

Para conocer los costos de la inscripción y obtener mayor información comunicarse con los números 77456012- 79369334

miércoles, 29 de marzo de 2017

extensa crónica con ayuda de gráficos de Mónica Oblitas desde Rurrenabaque ilustra de la perniciosa influencia China que le está cambiando su perfil y ahuyentando sus turistas, provocando una Crisis muy sentida. veamos:


La construcción del puente y el contraste de Rurrenabaque. | Mónica Oblitas
La construcción del puente y el contraste de Rurrenabaque. | Mónica Oblitas

La crisis en Rurrenabaque, una pesadilla China

Desde el barco se ve el lugar que cruzará el puente. | Mónica Oblitas
Los negocios se están adaptando a la presencia china. | Mónica Oblitas
Texto: Mónica Oblitas/ Rafael Sagárnaga
REPORTAJE | ERA UNO DE LOS PUEBLOS MÁS ATRACTIVOS PARA EL TURISMO EN BOLIVIA. HOY, ESTÁ EN GRAVE RIESGO DE PERDER SU IDENTIDAD Y SU PRINCIPAL INGRESO.
En Rurrenabaque, tradicionalmente conocida como la “capital de la felicidad”, la “perla amazónica” o “la puerta de la Amazonía”  hoy reina el desasosiego. Un proyecto comunitario trabajado durante 30 años parece desmoronarse abruptamente, víctima de fuerzas externas y justo cuando parecía consolidado. 
No es necesario remontarse hasta hace mucho tiempo para notar el cambio. En realidad, hasta fines de 2014, las calles de Rurrenabaque aún estaban repletas de turistas, la mayoría jóvenes, que llegaban para conocer los célebres encantos de la zona.
El turismo israelita ocupaba el primer lugar en la lista, aunque cada vez llegaban más europeos.  Chilenos, argentinos, brasileños, peruanos, estadounidenses..., en los locales de Rurrenabaque, se escuchaban los más diferentes acentos.
Con su naturaleza embriagante, Rurrenabaque invitaba a quedarse. Está en el centro de una zona exclusiva a nivel mundial porque, al ser el principio de la Amazonía y el fin de las estribaciones andinas, suma un sinfín de paisajes, flora y fauna. De hecho el entorno (áreas de Madidi y Pampas) es considerado la séptima región de mayor biodiversidad en el mundo. Incluso recientes estudios de la Wildlife Conservation Society (WCS) prevén situarlo aún más alto.
Por ello, pese a las crónicas dificultades de transporte, el esfuerzo para llegar valía la pena. Y sobre todo porque Rurrenabaque, durante tres décadas, desarrolló infraestructura y servicios turísticos en una apuesta social singular para Bolivia. Enclavada en el borde de la frontera entre Beni y La Paz, abrazada por las Serranías del Bala y el río Beni, se brindaba a los visitantes con una surtida oferta de atractivos. Hasta 2014, entre discotecas, bares, restaurantes, albergues exóticos, circuitos turísticos de jungla,  navegación, y actividades al aire libre, los turistas estaban en su salsa y los empresarios también.
Pero hoy, todo ha cambiado. Es la noche del viernes 15 de julio, en años pasados, a esta misma hora, las calles rebalsaban de jóvenes bailando y cantando, entrando y saliendo de restaurantes y discotecas. Ahora no hay más que un par de perros callejeros en la plaza y varias calles del entorno se hallan en penumbra. Los restaurantes están cerrados, las discotecas, las que quedan, se muestran vacías. Los contados visitantes que llegan son aquellos que trabajan en alguna de las obras, la mayoría españoles, porque los chinos no se juntan con los locales. O, por lo menos, no lo hacen para consumir ningún producto turístico.
Julio era una de las épocas altas. “A la hora del desayuno, todos los días tenía varios turistas sentados en la acera, esperaban que se vaciaran mesas para ingresar –dice el empresario Carlos Espinoza-. Ahora a lo mucho se llena la mitad de la cafetería, estimo que mi negocio cayó un 80 por ciento”. Espinoza vive hace 21 años en Rurrenabaque. Ha sido parte de diversos proyectos turísticos y ecológicos y no recuerda un bajón similar.
Luis (*), un indígena mosetén que trabaja en uno de los albergues comunitarios, confió también sus preocupaciones a OH! mientras mostraba el emprendimiento a orillas del río. “Antes salíamos con un bote lleno de turistas que se iban por la mañana a tomar su avión, y ya por la tarde volvíamos con otro bote completo de turistas –explica Luis-. Ahora a lo mucho llegan dos o tres extranjeros por día, a veces sólo uno”.
Los testimonios se multiplican. Una funcionaria hotelera cuenta que en su trabajo realizaron mejoras para recibir turistas, pero debieron resignarse a aceptar a un particular tipo de parejas. “Son trabajadores chinos que llegan acompañados de jovencitas, por lo general de rasgos aimaras –detalla-. Traen chicas muy jóvenes. Pagan la pieza por un día, pero la ocupan sólo por unas horas”.  
La crisis de los porteños (así se les llama a los nacidos en Rurrenabaque) es patente y ya ha sido cuantificada por las autoridades de Gobierno. El viceministro de Turismo, Joaquín Rodas, explicó a OH! que se ha calculado una caída de 60 mil a 35 mil visitantes anuales, es decir casi 42 por ciento, casi la mitad. Sin embargo, los empresarios de la zona consideran que la baja es mucho mayor y que el sistema de cálculo de ocupación es precario porque hasta ahora no hay un registro digitalizado de los huéspedes. Incluso temen un virtual fin del turismo en los próximos años.
El abogado Daniel Manzaneda, quien también ha incursionado en actividades turísticas, explica que sólo en la calle donde vive han cerrado cuatro restaurantes. “Estoy decepcionado, ‘Rurre’ está dejando de ser turístico por la concentración de empresas y va a ser peor –lamenta el jurista-. Yo quería trabajar con el Medio Ambiente, vivir  con mi familia. Ahora ya no me gusta la idea de que mi hija crezca acá”.
Los porteños advierten el factor que agravará fatalmente su crisis. La confluencia de tres obras de infraestructura, ejecutadas por empresas chinas, presuntamente sin mayores precauciones ambientales: el puente que unirá Rurrenabaque con su vecina San Buenaventura, la carretera a Ixiamas y un complejo agroindustrial azucarero.
En ese escenario destacan la polémica construcción del puente. Este atravesará el pueblo a escasos 400 metros de la plaza principal y afectará directamente a decenas de negocios turísticos. Se estima que permitirá un flujo de 1.500 camiones de alto tonelaje por día.
La preservación ecológica empezó ya a resentirse. Los trabajos de las obras han coincidido, por ejemplo, con un alarmante resurgimiento del tráfico de especies, sobre todo de jaguares. Desde 2014, la Dirección General de Biodiversidad ha registrado el decomiso de 800 colmillos del gran felino amazónico. La mayoría de los casos se produjeron en esta zona y fueron protagonizados por súbditos chinos. Rurrenabaque, durante tres décadas, desarrolló campañas de preservación intensivas que redujeron radicalmente la caza furtiva, pero repentinamente el delito se disparó.
La baja actual también es atribuida a decisiones gubernamentales. Pesa, por ejemplo, la imposición de visas a ciudadanos israelitas. Eran uno de los grupos principales y desde la medida virtualmente desaparecieron. El viceministro Rodas señala que también afecta la crisis económica internacional que castiga a países como Argentina y Brasil. Igualmente recuerda las precarias condiciones en las que funciona el aeropuerto de la población. “Estamos desarrollando una campaña intensa para relanzar este destino, ícono amazónico, con fuerza estatal”, afirma esperanzado. Quiere que el turismo interno compense las bajas.
Pero, por si faltara más, frente al esfuerzo del Viceministerio ha surgido otra decisión gubernamental que expertos en turismo y los propios porteños consideran fatal: el presidente Evo Morales anunció el 13 de julio la realización del estudio a diseño final de la represa hidroeléctrica de El Bala, ubicada a 16 kilómetros aguas arriba de Rurrenabaque.      
“Es la venganza de Evo”, dicen algunos vecinos que, como en una pesadilla, observan resignados el incesante trabajo de las empresas chinas. Recuerdan cuando se opusieron a la construcción del lugar donde se construyen el camino y del puente. Recuerdan cuando el ministro Juan Ramón Quintana llegó a la zona para imponer la voluntad del Gobierno. Consideran que fue la sentencia de muerte para el Rurrenabaque turístico. Y comenzó a nacer el pueblo de ahora, cada vez más parecido a un sitio de paso. De aquellos donde los camioneros comen, usan el baño, y se marchan.
(*) Su nombre fue cambiado.
(La segunda parte de este reportaje se publicará el próximo domingo 21).
Eufa Ojopi lucha por su casa.
Mónica Oblitas
EUFA Y EL FIN DE UN SUEÑO
Eufagne Ojopi, nacida y criada en Rurrenabaque, tiene una casa que parece inspirada en el Tibet. Sus techos altos, sus pisos y paredes, todos los detalles que ella ha puesto, casi sin ayuda, convirtiendo su hogar en un remanso, hacen de la casa un lugar muy especial conocido por los vecinos de Rurrenabaque como el sitio perfecto entre el monte y el pueblo: ni tan lejos ni tan cerca.
La mujer, a la que todos conocen como Eufa, que bordea los 55 y un poco más, de pelo largo y cano, delgada, de paso ágil y voz dulce, ha plantado además varios árboles de frutos típicos para que cuando estos caigan, alimenten a los animales silvestres que hay en la zona. Su jardín amazónico goza hasta de un mítico árbol del pan. Ha rodeado su hogar de armonía, y no falta la limonada para recibir a las visitas que eso sí, deben quitarse los zapatos para mantener impecable el lugar.
Pero ahora, cuando se llega a su casa, un letrero recibe a los visitantes con una advertencia: “El asesinato de este pueblo es obra de los siervos para satisfacer el capricho de sus amos y yo no me rendiré ante ellos.”  Justo al lado de su puerta, a unos pocos pasos, se ve el trazo que ha realizado un tractor para abrir el camino que llegará al puente. Hay tierra arrojada sobre sus cultivos. Una zanja profunda ha destrozado la senda que llegaba a su casa. Y los constructores de la polémica vía que no ha sido consensuada y que pasa por encima hasta de la física (la zona ha sido catalogada como geológicamente inestable), han decidido poner un baño para uso de los trabajadores bolivianos y chinos que están en la zona.
Eufa cuenta que ella ha ido varias veces a reclamar por los atropellos a su propiedad, pero no ha sido escuchada. Dice que les pidió la autorización desde el mes de abril de 2015 a todos los ingenieros y trabajadores que han avasallado su casa, pero no se la mostraron. Y que no es solamente ella la que está perjudicada, pero que los demás vecinos tienen miedo de reclamar a la gente de Sinopec.
La mujer ha hablado en varias ocasiones con el gerente general a cargo de la obra, Walter Torres, reclamando la autorización y que éste le había dicho que no la tenía pero que en cuanto Rurrenabaque cambiase de alcalde, lograría la autorización municipal.
Dicho y hecho, al día siguiente de que el oficialista Cleto Dávalos asumió como alcalde, Torres apareció con la autorización de estudio de obra, aunque no de ejecución. Hasta ahora la obra no tiene todas las  autorizaciones correspondientes.   
Dice que no han sido pocas las veces que se ha enfrentado, sola, a los ingenieros bolivianos maleducados y a los trabajadores chinos que poco la entienden, pero que en su escaso español la llaman “la pesadilla de cabeza blanca”. Habla siempre conservando la dulzura en su voz y sus buenas maneras. Recuerda que de joven salió de Rurrenabaque y vivió por Canadá y Europa. Pero cuando le tocó definir cuál era el mejor lugar para vivir, eligió a su tierra y volvió decidida a erigir la casa de sus sueños.
“Por lo menos quiero que me paguen lo que vale mi terreno, mi casa, porque mi vida no tiene precio y tengo que empezar de nuevo, cuando pensé que ya había encontrado el sitio donde quiero envejecer”, nos cuenta con la voz quebrada. Pero ni eso le han ofrecido de forma justa. “Quieren pagarme el valor catastral de la parte afectada, que son como 53 metros sobre los que ya se construye, aunque toda la propiedad se verá afectada, pero no quiero, quiero que me paguen el valor comercial. Quieren pagarme 10 dólares por metro cuadrado y se niegan a negociar conmigo, eso es una imposición. Estoy dispuesta a negociar porque no me queda otra, pero que me paguen lo justo. ¿Cómo van a ponerle precio a mi tranquilidad? Es el cambio de un paraíso natural a un infierno artificial”, murmura dolida. “Es un asesinato, no hay otra forma de llamarlo. ¿Qué derecho tienen de matar la identidad de un pueblo?”

“La crisis de los porteños (así se les llama a los nacidos en Rurrenabaque) es patente y ya ha sido cuantificada por las autoridades de Gobierno”

Tractores trabajan casi encima de las casas.
Mónica Oblitas
Panorámica del trazo que impone el puente.
Mónica Oblitas
LAS OBRAS
El puente
En la zona de Rurrenabaque y San Buenaventura, se están construyendo obras millonarias, la mayoría cuestionadas, y casi todas ejecutadas por empresas chinas, tal el caso del puente en Rurrenabaque, que costará 16 millones de dólares, y está a cargo de la empresa Sinopec, bajo vigilancia de la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC).
El puente tendrá una longitud de 374 metros. El Estado financia el 100% de la obra mediante los recursos obtenidos por el Gobierno con una parte de la emisión de los "Bonos Soberanos”. Cabe destacar que la especialidad de Sinopec, es el campo petrolífero. La obra debió ser entregada el año pasado, en septiembre, pero buena parte de la población no estuvo, ni está, de acuerdo con el lugar por donde se está construyendo, que tajea a Rurrenabaque y lo convierte en un pueblo de paso para camiones de alto tonelaje.
Aunque la Constitución Política del Estado, la Ley de Autonomías y la Ley de Municipalidades, otorgan a los Gobiernos Municipales del país, la facultad de determinar el uso de suelos y de las vías urbanas correspondientes a su juridiscción, así como la reglamentación del tráfico urbano, en el caso del puente, (que nadie quiere bautizar), la ABC no ha respetado ninguna de estas atribuciones al Gobierno Municipal de Rurrenabaque ni tampoco las normas internacionales referidas a la construcción de carreteras para el transporte pesado. De acuerdo al Viceministerio de Transportes,  la normativa de diseño internacional obliga a que estas obras de altas prestaciones, donde hay circulación de grandes flujos vehiculares, necesariamente salgan de la mancha urbana.
Se teme que la construcción del puente tenga efectos adversos (derrumbes y deslizamientos) sobre las serranías  afectando en cantidad y calidad a las reservas de agua que abastecen a la población.  Además está el impacto a centros educativos de Rurrenabaque, espacios patrimoniales y establecimientos de salud; el deterioro de la calidad de vida de la población; la vulneración del derecho y obligación constitucional del municipio de organizar y planificar sus zonas urbanas de forma autónoma, y mayores riesgos de inundaciones. Hoy ya es posible ver las plataformas sobre las que se asentará la obra. Pese al notorio avance, los vecinos confiaron a OH! que aún tienen la esperanza de que el Gobierno los escuche y construya el puente más abajo, para que el pueblo no se vea afectado.
Panorámica del Ingenio de San Buenaventura.
Mónica Oblitas
El ingenio
En esta zona el Gobierno ha planificado un “polo de desarrollo”,  a partir de inversiones en carreteras, industria, como el ingenio azucarero, y en una política de distribución de tierras a campesinos y colonizadores provenientes de tierras altas. Además de las actividades hidrocarburíferas.
Cruzando de Rurrenabaque a San Buenaventura en bote y luego viajando durante 45 minutos en taxi, se llega al ingenio de San Buenaventura. Parece una obra copiada de alguna película ufológica: torres de decenas de metros de alto, plataformas, galpones para oficinas y cuarteles separados para los trabajadores bolivianos y para los trabajadores chinos, llaman especialmente la atención, como también llama la atención que pese a que el ingeniero que nos atiende repita una y otra vez que el lugar es una “obra abierta para que la visiten todos los bolivianos”, no nos dejen ir más allá de la entrada, previa fotografía de nuestras credenciales. (“El ingeniero no está, necesitamos pedir permiso, etc”.)
Sin embargo, no deja de sorprender que la factoría, tal cual adelantaron sus críticos antes de que se la erija, carezca de materia prima. Tanto así que el mismo presidente Morales ha reconocido que no existe caña suficiente para que el ingenio, de 265 millones de dólares y a cargo de la empresa china CAMC, funcione de forma óptima.
La única pista que tiene está llena de huecos.
Mónica Oblitas
El aeropuerto
La obra que sí se reclama desde hace décadas en Rurrenabaque tampoco avanza como se esperaba. El nuevo aeropuerto tenía que haber sido entregado el año pasado, en octubre, pero todavía  se debe aguardar la indulgencia de las nubes para poder llegar y salir del pueblo. La única pista asfaltada que tiene es muy corta y está llena de baches. No pueden llegar al aeropuerto más que los aviones Fairchild Metro 23 de Amaszonas, para 18 pasajeros. No hay planes para adquirir el radar que permitiría un acceso diario y seguro frente a las frecuentes nubes bajas.
El Banco Mundial aprobó un crédito en 2011, de 109,5 millones de dólares para “lograr mejoras sustanciales en la carretera entre san Buenaventura e Ixiamas y para el aeropuerto de Rurrenabaque”. El crédito incluía la construcción de una nueva terminal aérea, torre de control, un edificio para operaciones, rescate, una vía de acceso, y equipamiento contra el fuego. El costo total de estas obras para el aeropuerto iba a ser de 6 millones de dólares. Y tenía que ser implementado por la Administración de Aeropuertos y Servicios Auxliares a la Navegación Aérea (AASANA).
Sin embargo, a la fecha, la Gobernación ha destinado 6 millones de bolivianos para rellenar los huecos de la pista existente y la otra “sigue en construcción”. Un conflicto de expropiación de tierras, ya resuelto, detuvo en su momento las obras, sin embargo, transcurrido casi un año el dinero destinado para la mejora sustancial del aeropuerto, aún no se desembolsa. El informe del Banco Mundial señala la situación como “altamente insatisfactoria”.
Se han hecho peticiones de informe de ésta y otras obras por parte del senador Yerko Núñez y organizaciones como el Foro Boliviano de Medio Ambiente ante la Gobernación, el Banco Mundial, y la ABC, que debían responder por el uso del crédito, pero no hay resultados.

"En la zona de Rurrenabaque y San Buenaventura, se están construyendo obras millonarias, la mayoría cuestionadas, y casi todas ejecutadas por empresas chinas"
"La crisis de los porteños (así se les llama a los nacidos en Rurrenabaque) es patente y ya ha sido cuantificada por las autoridades de Gobierno"

Los hoteles se verán afectados también con el puente.
Mónica Oblitas